Las principales ventajas de la ortodoncia invisible

Las principales ventajas de la ortodoncia invisible

La ortodoncia invisible es uno de los tratamientos de ortodoncia más demandados en la actualidad. Se trata de un tratamiento que permite corregir la posición de los dientes mediante unos aparatos transparentes removibles que poco a poco van mejorando la estética y la funcionalidad de la dentadura.

Son muchas las ventajas que hacen que este tratamiento sea uno de los más demandados y en este artículo vamos a conocer todos sus beneficios frente a otros tipos de ortodoncia.

  • Es una ortodoncia a medida

Una de las ventajas a destacar de la ortodoncia invisible es que se trata de un tratamiento a medida. “Cada dos semanas se utiliza un nuevo juego de alineadores con la forma de los dientes del paciente. Con cada nuevo juego, los dientes se van moviendo y colocando en su posición correcta hasta conseguir el resultado óptimo establecido por el odontólogo.  Estos alineadores al ser a medida se ajustan a la perfección en la boca sin generar casi molestias”, explican desde la Clínica Dental Gabel, un centro de referencia en Móstoles que ofrece este tipo de tratamiento así como otros: implantes dentales, blanqueamiento dental, etc .

  • Se puede quitar y poner

La principal ventaja que ofrece la ortodoncia invisible es que es un tratamiento que se puede quitar y poner, a diferencia de otros tratamientos de ortodoncia como los brackets. Así se pueden quitar los alineadores para comer, por lo que no hay restricciones en la dieta. También al quitarse se pueden cepillar los dientes sin problemas ni obstáculos.

Sin embargo, no hay que abusar de que se puedan quitar y poner. Las férulas se deben llevar al día puestas al menos durante 22 horas. Aunque si tienes algún evento especial seguro que tu dentista te deja hacer alguna excepción.

  • Es un tratamiento muy eficaz

Otro gran beneficio de la ortodoncia invisible es que se trata de un tratamiento muy eficaz. Pronto se empiezan a ver los resultados y existe garantía de que los resultados serán satisfactorios. No obstante, no todo el mundo puede llevar este tipo de ortodoncia. Es importante que consultes a un especialista si la ortodoncia invisible es el tratamiento más oportuno para tu caso.

  • Casi no afecta al habla

Los brackets, especialmente cuando se ponen junto a elásticos intermaxilares, suelen afectar al habla y a la dicción. Además, es habitual que los pacientes especialmente al principio suelan arrojar un poco de saliva. Pero esto no suele ocurrir con la ortodoncia invisible, ya que las férulas se adaptan a la perfección a los dientes.

  • Es el tratamiento de ortodoncia más cómodo

Gracias a que la ortodoncia invisible se puede quitar y poner es uno de los tratamientos más cómodos de ortodoncia. Como hemos indicado con anterioridad al ser las férulas de quita y pon no se limita la alimentación y tampoco se dificulta la tarea del cepillado dental. También la comodidad se debe a que los pacientes no suelen sufrir molestias en la boca o la lengua como llagas, ya que no se utilizan alambres como en el caso de la ortodoncia con brackets.

  • No afecta a la estética

Al ser las férulas transparentes no afectan a la estética, prácticamente ni se nota que se llevan puestas.  Por supuesto, algo se aprecia, pero no tanto como los brackets.

  • Es un tratamiento más corto

También hay que destacar que la ortodoncia invisible ofrece resultados a corto plazo, ligeramente de forma más rápida que la ortodoncia tradicional. Según los expertos la duración habitual de un tratamiento de ortodoncia invisible es de 18 meses, pero puede ser superior o inferior en función del caso o situación de partida de cada paciente.

  • Lo pueden utilizar personas con alergias a metales

La ausencia de metales de este tipo de tratamiento permite que las personas con alergias a metales lo puedan utilizar. Además, es menos común padecer irritaciones, heridas o molestias con las férulas transparentes.

  • No afecta a la higiene bucal

Ya hemos indicado que gracias a que las férulas se pueden quitar y poner no impide el cepillado de dientes como si ocurre con los brackets. Y es que con la ortodoncia tradicional se dificulta bastante la tarea del cepillado y se suelen almacenar bastantes restos de comida entre las piezas. Sin embargo, esto no ocurre con las férulas transparentes. Los pacientes pueden continuar con su rutina habitual de higiene bucodental.

Como hemos demostrado en este artículo son muchas las ventajas que ofrece la ortodoncia invisible. Sin embargo, hay que señalar que en función del caso puede ser más recomendable optar por otro tipo de ortodoncia. Pero si puedes quizá sea la opción con más beneficios.

Deja una respuesta